lunes, 16 de junio de 2014

Alemanes de Guarromán

Muy buenas!!

Seguro que conocéis los pastelitos hojaldrados de Guarromán (Jaén), denominados "alemanes", y que están confeccionados con dos capas de hojadre entre las que se pone crema pastelera y bizcocho. Una delicia!!!


Estos de la foto son nuestra versión, aunque nosotras, que tenemos la suerte de tener orígenes en un pueblo de Ciudad Real, muy cerquita de Despeñaperros, hemos visitado varias veces Guarromán que no nos pilla lejos cuando estamos por allí, y hemos tenido el placer de degustar los magníficos pastelitos hojaldrados in situ. Hay varias pastelerías en la localidad que los preparan, pero para nosotras, los mejores, sin duda, los de la pastelería Bermúdez, que está ubicada muuuy cerca de la salida de la autovía, así que es una visita obligada cada vez que pasamos.


Os dejo un reportaje de canal sur que hicieron a la Pastelería Bermúdez, para que podáis ver cómo se elaboran:



Nos gustan mucho los clásicos, con crema pastelera, pero también hacen de chocolate y si no me equivoco, con cabello de ángel (los llamados "Bayonesas"). Es una receta muy sencilla, hojaldre, crema pastelera y bizcocho genovés, cubierto de azúcar glass, pero da un resultado espectacular: un magnífico ejemplo de la buenísima repostería tradicional que tenemos en este país.

Y sin más, os dejo receta sencillísima de la versión que hicimos nosotras hace unos días - propiciada por las ganas que teníamos de degustarlos y lo lejos que nos pilla Guarromán ahora, jeje, así que quién no se conforma es porqué no quiere -, y tengo que advertiros que quedaron casi, casi tan ricos como los de la Pastelería Bermúdez.

Venga, a la receta!!

Ingredientes:

- 1 lámina de hojaldre fresca (en cualquier supermercado la encontraréis, mejor que sea rectangular y no redonda en este caso)
- Azúcar glass para espolvorear

Ingredientes para el bizcocho genovés:
(alternativamente podéis hacer bizcocho genovés a la manera tradicional. La receta aquí )
- 3 huevos
- 100ml de agua

Ingredientes para la crema pastelera:
- 500ml de agua



Empezamos preparando el hojaldre: empezamos extendiéndolo y cortándolo en dos rectángulos iguales. Luego sólo hay que pinchar bien ambos trozos de la masa con un tenedor, para que no suba mucho, y hornearlo según las instrucciones del fabricante (normalmente a 200º durante 10-12 minutos). Que no se queme!! Cuando empiece a coger color dorado ya está listo.
Lo dejamos enfriar sobre una rejilla.

Seguimos con el bizcocho genovés. Si usamos los preparados de DUNA es muuuuy fácil: sólo hay que mezclar el preparado con los huevos y el agua, batir a velocidad fuerte con las varillas durante 8-9 minutos y colocar la mezcla en una bandeja plana, a modo de plancha. Alisad la superficie lo que podáis, con cualquier espátula, y hornead durante unos 8-10 minutos a 180º-190º. 
Aquí es muuuy recomendable usar papel de horno, de manera que el desmoldado sea fácil y seguro, puesto que la plancha de bizcocho queda bastante fina y se nos puede romper con facilidad si no ponemos papel debajo.
Una vez horneado, dejamos enfriar sobre una rejilla.

Por último, hacemos la crema pastelera. Con el preparado de DUNA, no hay que cocer, así que sólo hay que mezclarlo con agua y batir hasta tener la consistencia que nos guste. Para este tipo de pastelillos es mejor hacerla espesa de manera que luego al cortar las porciones no rebose por los lados con la presión del cuchillo. Nosotras la batimos durante unos 4-5 minutos, y listo!

Y nos queda el montaje, lo más sencillo: ponemos sobre una bandeja una placa de hojaldre, la untamos bien con crema pastelera, haciendo una capa de más o menos medio centímetro. Colocamos encima la plancha de bizcocho, volvemos a untar con crema pastelera, y finalmente colocamos la segunda placa de hojaldre encima. El toque final se lo da el azúcar glass: lo espolvoreamos generosamente por toda la superficie.

Sólo nos queda recortar los bordes para dejarlo bien parejo y bonito para servir. Lo podéis servir de una pieza, o bien cortarlo en cuadrados individuales, tal como los venden en Guarromán. De cualquier manera, es un fantástico postre de domingo, barato y requetedelicioso!!!

Espero que os guste!